miércoles, 26 de diciembre de 2012

#RSC en los equipos de trabajo de la Imagen Corporativa

Una buena estrategia y construcción de RSC considera todas las partes por igual  y termina comprobando, a través de la implantación de Branding que, nunca obtendrás un Valor Funcional, atado a Valor Emocional y Valor de Responsabilidad Social Corporativo, si pretendes conseguirlo sin ofrecer promesas de obligado cumplimiento, precisamente allí donde nace la información y la experiencia negativa que produce el proyecto empresarial, aquellos grupos interesados que siempre descuidó la Imagen Corporativa: Empleados y comunidades donde extrae el valor de provisión de su materia de construcción de productos y servicio

Para la Imagen Corporativa ¿Qué es un grupo de trabajo?  Aparte de lo que podamos ver a simple vista, un equipo de trabajo es un grupo de individuos que interactúan entre ellos, para poder gestionar y realizar trabajos de forma individual que se conforman en un todo que da como resultado una tarea conjunta de la que se obtiene un Valor Funcional, en el más amplio espectro de la palabra, ocupándose de poner en pie productos y servicios de cualquier proyecto, sea privado, empresarial o de cualquier otro tipo.

Los grupos o equipos de trabajo, asumen un rol técnico o de función específico de tarea y además, trasladan los componentes individuales de carácter, personalidad y conocimientos al marco del grupo que termina componiéndose en base a roles que, pueden ser asignados por voluntad externa o bien por la misma carencia de esa voluntad apoyándose en las diferencias individuales de sus componentes.

La estructura jerarquizada o piramidal que gestiona proyectos y propuestas que están supeditadas a una producción en cadena, tiende, de forma irremediable, a asignar los roles y estancarlos, más allá de cualquier consideración que no ofrezca la posibilidad de producción masiva de Valor Funcional. Una producción masiva que obliga a elaborar estrategias expansivas y de conquista agresivas para poder dar salida a los stocks masificados que, en estos momentos de recesión, casi en depresión, del consumo, manifiesta de entrada el poco valor real actual de estas tácticas que, se vuelcan, en campañas publicitarias de una agresividad extrema donde el abaratamiento de costes reina para conseguir un mejor posicionamiento de ventas en los mercados. Campañas de ofertas y campañas altamente enfocadas en la atracción para un consumo rápido de la masificación de stocks, siempre, terminan sustentándose en las espaldas de los grupos interesados más descuidados por la Imagen Corporativa construida, son los trabajadores y las comunidades donde se extrae el valor del que provee de materia prima las que sufren de forma constante el hambre ansiosa de departamentos de Marketing altamente comprometidos con la tarea de dar salida a la masificación, logrando bloquear la innovación que pueda surgir de cada uno de los empleados, dificultando, de esa forma, el crecimiento de nuevas líneas de trabajo estratégico y permitiendo que aparezca la desmotivación, la discordia, la falta total de comunicación que distorsiona el valor real del proyecto permitiendo que aparezcan rumores, bulos o una fuga de información perniciosa que el propio sistema crea, sin poder deshacerse de todos esos cúmulos que se vuelven peligrosamente tóxicos en la Era de la Información, en entornos dispuestos a escuchar, analizar y elegir la experiencia que quieren vivir, en función, de las mismas reglas que la Imagen Corporativa niega en todas las negociaciones que emprende. El usuario querrá ganar, siempre, porque el proyecto, con el que se relaciona gana siempre, sin atender a los costes reales que pagan esos grupos interesados.
El futuro, a duras penas se sostiene en el presente y simplemente logra mostrarse como una empresa obsoleta que prefiere el pasado, completamente alejada de las nuevas corrientes. Si el abaratamiento de costes sigue siendo la política principal que permanece en un proyecto empresarial, Marketing doblega a Recursos Humanos y la única, estrategia posible es la de la Cultura del miedo que tenderá a expandirse por toda la estructura interna para luego, intentar establecerse en las comunidades donde vive, con la misma política.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada